El director del diario digital Acento compartió su experiencia de varios reportajes  que ha realizado, como el caso del asesinato del periodista Orlando Martínez, publicado en octubre de 1996 y a partir del cual se comenzó a investigar judicialmente el tema y se llegó a una condena judicial de los autores materiales del crimen.

Santo Domingo, República Dominicana. Junio de 2021).  El periodista Fausto Rosario Adames exhortó a los participantes en el Diplomado de Periodismo Ético a verificar y contrastar de manera constante las fuentes de información en el desarrollo de sus reportajes y trabajos periodísticos en estos tiempos donde ha crecido el tratamiento de información falsa como si fuera verdadera.

El director del diario digital Acento cerró el primer módulo del diplomado con la presentación  “Fuentes, Tratamiento y Verificación”. En ese sentido, dijo que los periodistas tienen una responsabilidad muy alta, sobre todo, para evitar convertirse en mensajeros de mentiras o de informaciones “que no hemos comprobado”.

“Las fuentes de información en el periodismo están claramente identificadas. Pero siempre depende de la capacidad del periodista para ir de un dato a otro, y de buscar en los lugares donde tradicionalmente no se busca y de encontrar donde los demás no encuentran”, aconsejó Rosario Adames.

El Diplomado de Periodismo Ético es organizado por la Universidad Autónoma de Santo Domingo, el Colegio Dominicano de Periodistas y los ministerios de Economía, Planificación y Desarrollo y de Educación Superior, Ciencia y Tecnología.

Rosario Adames compartió de manera magistral su experiencia de varios reportajes de su autoría,  como el caso del asesinato del periodista Orlando Martínez, que publicó en octubre de 1996 en la revista Rumbo  y a partir del cual se comenzó a investigar el tema otra vez y se llegó a una condena judicial de los autores materiales del crimen.

“Ahora 26 años después, siento que tiene tanta actualidad ese trabajo periodístico”, comentó sobre la investigación que le tomó aproximadamente seis meses, se pospuso su publicación,  y luego salió a la luz después de las elecciones de 1996.

Recordó que era un caso verdaderamente complejo, porque tenía temas que la gente había dado por finalizados. “Orlando cumplía 21 años de muerto cuando lo  tomé”, manifestó Rosario Adames, quien reveló  que la investigación periodística surgió de una conversación que sostuvo con Carlos Dore Cabral, quien había regresado de realizar estudios universitarios en Estados Unidos y le dijo: “Fausto tengo interés en cumplir un compromiso que tengo con un amigo fallecido, asesinado, que es Orlando Martínez”.

“El me dijo quiero contarle a alguien, a un periodista mi relación con Orlando Martínez, mi amistad profunda con él, mi cariño por él, pero se lo quiero contar a alguien que haga algo por Orlando y se sentó conmigo durante una tarde completa y me contó su historia con Orlando Martínez”.  Dijo que desde ese momento lo convenció de que era necesario escribir un reportaje sobre Orlando Martínez, asesinado en marzo de 1975.

El objetivo del encuentro virtual de Rosario Adames con los participantes del diplomado fue conocer las fuentes de información como principal elemento de investigación, focalizar el dato en lo que realmente interesa, conocer las audiencias e informar y compartir los hechos de manera adecuada.

En el caso del reportaje de Orlando Martínez reveló cómo contrastó las fuentes, los acercamientos, las verificaciones, búsqueda de documentos, libros, entrevistas para llegar  a redactar el reportaje del cual hace 26 años de su publicación. “Publiqué lo que entendía que debía publicar y dije cosas muy duras, y a partir de ahí se comenzó a investigar el tema otra vez”, dijo, al expresar que ese es uno de los mejores textos periodísticos que ha escrito y del cual se siente totalmente orgulloso y satisfecho y es la primera vez que narra cómo estructuró el reportaje.

Sostuvo que en la actualidad existe un gran desafío con la existencia de nuevos medios y de las redes sociales. Además, el inmediatismo en las redes que traspasa a los medios tradicionales o  los profesionales del periodismo.

Las diferentes fuentes

En su disertación, el laureado periodista mencionó las diferentes fuentes, como  son las oficiales, académicas, tesis, estudios, encuestas, profesionales y libros. Además, las fuentes especializadas: justicia, salud, policía, deportes, agropecuarias, aviación, turismo, seminarios que requieren igualmente el desarrollo de estrategias de seguimiento para su abordaje.

Por eso, afirmó que el deber de todo periodista es estar bien informado, no solamente del tema que le corresponde. Exhortó a los periodistas a no asumir las versiones oficiales como únicas, porque siempre hay otras fuentes como organizaciones no gubernamentales, gremios profesionales y organizaciones internacionales y todas se convierten en un conglomerado que ayudan a abordar diversos temas.

También conocer las tendencias de los sectores que cubren como por ejemplo hacia dónde va la educación, la salud, economía, entre otros. “Hay intereses y hay personas que les gustan tener relaciones con los periodistas para sacar provecho de esas relaciones”, advirtió Rosario Adames.

Rosario Adames expresó que en el caso del periodismo dominicano con las coberturas apresuradas son muchas las informaciones que se pierden. “La crónica, la semblanza y el reportaje son géneros periodísticos que no están agotados y depende de la calidad y capacidad del periodista”, dijo.

Para Rosario Adames el periodista que cubre una fuente tiene que saber conservar su distancia y su independencia sobre el tema que aborda y el perfil que le da a la información eso es parte consustancial e irrenunciable del ejercicio periodístico.

Perfil de Fausto Rosario Adames

Director del periódico Acento, graduado desde 1985. Tiene experiencia en consultorías con organismos como la OPS, la OMS y la UNESCO. Innovador, fue director y fundador de Clave Digital, que marcó una etapa importante en el periodismo digital de prestigio y reputación que se necesitaba para que la Internet se convirtiera en un canal importante para el periodismo dominicano.

También editor dominical del periódico El Siglo. Fue coordinador de investigación del periódico El Caribe. Trabajó como reportero en los periódicos Hoy y El Nacional. También periodista de investigación de la Revista Rumbo y en la Gaceta Judicial.

Trabajó en el programa Uno+ Uno de Teleantillas durante una década, director de Comunicaciones de Participación Ciudadana y también presidió la Junta Directiva de Profamilia por cinco años. Es ganador del premio a la excelencia periodística Rafael Herrera, del  Caonabo de Oro, y de de reportajes en prensa escrita de la Fundación Corripio. En la actualidad forma parte del Consejo Directivo de Indotel.

Video: